Canal RSS

Archivo mensual: noviembre 2009

Víctor, Teresa y su familia, os desea a todos una felicisima navidad.

Publicado en

Os deseamos una felicísima navidad, a todos los que nos leen, familia y amigos.

Creemos en el poder del amor. Y tenemos un cariño muy grande a nuestro lado de un ser querido que no morirá nunca y que desea que estas navidades estén llenas de magia porque el amor  no muere nunca y las personas que amamos siempre estarán con nosotros.

 

Anuncios

Una nube- Por Luisa

Publicado en

Ay madre parez k tengo una nube

El otro día estábamos en casa de mi hermana María, las tres hermanas, Isabel, María y yo.

Nos encontrábamos hablando y charlando de cosas pues desde Agosto k Isabel y Adolfo, no venían a Asturias; en fin y es k, están tratando de buscarme un novio; jajaja Mira k son, eh?,

k si este k si el otro, madre mía.

Mientras María nos había preparado un café, de los ricos y en la mesa stabamos con nuestras risas.

María estaba con sus gafas e Isabel le preguntó, “María, tú ves algo con esas gafas?”, a lo k ella respondió “na de na, no veo nada de nada”, al tiempo k se las kitaba y veíamos entre risas k las tenía todas manchadas de grasa , de vaho, en fin, y nos acordamos de un anécdota de mi padre, Fermín y es k estando en casa, mi madre, Gadi, mi padre Fermín y yo, Lu, comiendo los tres, hablando y eso; después de terminar, mi padre cogió el periódico y comenzó a leer, de repente, me fijo y veo k en la parte interior de uno de los lentes, tiene un chicle pegado (mi padre como buen exfumador k era, tenía un vicio sustitutivo y era comer chicle, chicle k a menudo dejaba pegado en numerosos descuidos por cualquier lado).

Le pregunté, papá, tú ves bien?” y él respondió “pues no, parezme k estes gafes tienen nube”. La nube k el decía era el chicle pegado. Y así las kitó; Entre risas les despegué el chicle y se las lavé.

Cuando se las puso, dijo, “cagón mi manto, ya despejó guaja” Y allí nos kedó para siempre ese recuerdo alegre, como muchos otros k poco a poco iremos contando. Mañana 1 de diciembre hará un año k emprendió ese otro viaje, del k no hay retorno, pero aunque con dolor, siempre lo pensamos con mucha alegría. Un beso tía y también a vosotras primas. MUuuuuuuaaaaaaaaaá

Lu

Aquellas pequeñas cosas.- Por Marta

Publicado en

Querida Teresa,
Todos dicen que Dios me dió el don de la palabra.
En este momento no encuentro las apropiadas para dejártelas escritas en este blog.

Particularmente he quedado, en el término de 5 años, sin mis padres, era joven y sabía menos de la vida de lo que sé ahora.

Estaba sola, con 3 críos a cuesta y no tenía otro remedio que salir adelante por mis propios medios.
En aquellos días difíciles y tristes, comencé a escribir en los ratos libres, la escritura es terapeútica y gracias a eso y hablar con mis amigos pude recomponerme, el tiempo todo lo cura.

Nunca se olvida la persona amada, pero lo que nos dejó está bien guardado en el alma…como la canción de Serrat: “Esas pequeñas cosas” a veces las lágrimas se nos escapan traviesamente por nuestras mejillas, y es bueno llorar pero de vez en cuando.

Teresa querida, recuerda las cosas alegres que pasaron juntos y rie, porque dicen que a ellos -los que estan en el cielo- les agrada que ríamos, en vez de llorar.

Para mi la llamada muerte no existe, ya que somos eternos, somos seres espirituales pasando una experiencia terrenal….simplemente eso.

Estoy convencida que mis padres estan vivos en otro lugar, un lugar mejor, perfecto, maravilloso, feliz como solo Dios lo sabe hacer.
Y un día, cuando finalice mi misión en esta tierra, volveré a verles y abrazarles, porque eso prometió Jesús en su paso por este planeta.

Para despedirme te dejo una frase acerca de lo que opino acerca del otro mundo:

Lo que sabemos es una gota de agua; lo que ignoramos es el océano.
Isaac Newton.

¡Que Dios te llene de luz!

Un gran abrazo.

Marta.

Más allá

Publicado en

Besos y abrazos infinitos papá.

Rosa.

 

Hola mi queridísimo ratonín de armario:

Publicado en

luna
Luna, tu que lo ves
dile cuanto le amo
luna, tu que lo ves
dile cuanto lo extraño
Esta noche sé que él está
contemplándote
igual que yo
através de ti quiero darle un beso
Tú que sabes de soledad
aconséjale por favor
de que vuelva, convéncelo
te lo ruego
Luna, tu que lo ves
dile cuanto es que sufro
luna, dile que vuelva
porque ya es mucho
Tú que sabes en donde éstá
acaríciale con mi amor
dile que eres a quien yo más,
más quiero
Tú que sabes por donde va
ilumínale con tu luz
su sendero por que quizás
no es bueno, no es bueno, quizás no es bueno
Y dile que lo quiero

clickea para escuchar luna de Ana Gabriel aquí abajo

http://www.goear.com/files/sst3/mp3files/16122006/8bc79f3931f499eae394cac4280a376d.mp3″


Quiero decirte que si me fuera posible cumplir un deseo, ese sería estar a tu lado en estos momentos. No sabes lo que diera por coger tu mano entre las mías y besar tu cara hasta vaciar de ternura mi alma. Por poder acercarme a tu oído y decirte que te quiero…¡mil veces!… hasta que mis ojos se reflejen en los tuyos y vuelvan a la vida; no sabes cuánto deseo poder decirte que te extraño, que te extrañan mis hermanos y tus nietas te recuerdan cada día, que mamá piensa en tí y te habla, cada momento de sus días.

Me es muy difícil escribirte papá. No sé  cómo expresar  el vacío que dejaste y a la vez cuánto estamos llenos de tí.

Cuando sabía que el final estaba cerca, alguien me dijo “dile todo lo q no le dijiste y escucha lo que él te quiera decir” yo le respondí que nada me quedaba por decirte ni nada  tenía que escuchar que no supiera…Sabías que mi cariño por tí no tiene medida  y yo sé que como tu decías “lo que sientes por nosotros no tiene fin”.

Pero se hace muy duro vivir sin tí, mi vida. Tenías mucho aún que dar en esta tierra; que haría de este mundo un lugar más amable para vivir. Eres un ser maravilloso, lleno de amor, ternura y paz. Un padre ejemplar y tenaz, que vivirá siempre para enseñarnos que hay otros valores en el mundo que nos deben llevar a la armonía entre nosotros, con las cosas que nos rodean, con Dios mismo (porque hasta Marisa y Mónica se apoyan de alguna manera en Él).

Tú que tenias tan poco y no necesitabas de más… Nos has enseñado que no  necesitamos más para ser felices que el verde de los campos, que el brillo de los ojos de Niko y la sonrisa de  Julia, que admirar una rosa que abre sus pétalos en primavera para asombrar al Sol, que la mano amorosa de un padre y la mirada dulce de una madre, que los sacrificios de ambos para sacar a sus cuatro hijos adelante con el más grande de los amores, que el cariño de un hermano que siempre será más grande que cualquier disgusto…

Esta época va a ser especialmente dura papá, porque pronto será el primer cumpleaños de mi vida sin tí y me muero pensar que no oiga tu voz felicitándome este año.

Las Navidades que mamá dice que hay que celebrarlas porque tu así lo querrías…  Aún recuerdo el árbol de Navidad lleno de regalos y tú sentado en el sofá, feliz de vernos abrir los regalos.

Tú sabes que el árbol de Navidad en casa  lleva dos estrellas en la picorota que representan las personas más importantes de la casa en Navidad (Nico y Julia)…Este año, si lo pongo…tendrá tres, porque nuestra estrella más importante (tú) estará  brillando siempre en el cielo de nuestra vida.

Tu compromiso ya, y porque Dios te lo encomienda, es ser nuestro ángel.

Un beso enorme que te llegue al alma, te quiero papá.

Reme

La mejor medicina para el alma- Por Luisa

Publicado en

http://www.goear.com/files/sst4/ed88bb933d1515075a59617a300b3cc2.mp3″

“La mejor medicina para el alma?: un café con Teresa antes de ir a dormir” Esta semana, el lunes hablé contigo, ya en casa, después de star en el hospital, y te dije, tía, cómo stas?, me contestaste, bien cariño, te dije de nuevo, “mañana voy a verte” y me respondiste, “sería para mi un honor”. Cómo es posible?, es un honor se kedó en mi mente, pensando, es un honor k ella piense así de mí; sin más y sin esperar a ese mañana, del k hago gala, no existe, ayer noche me presenté en tu casa. Y fui muy bien recibida, con los honores de una reina, haciéndome sentir, tan importante; te entregué un regalín, para k siempre tengais luz; tú me enseñaste tu casa, siempre emanando amabilidad, gentileza y cariño, haciéndome sentir como en la mía propia. Te kedas a dormir?, no, respondí, pero me hubiera kedado de buen grado tía. Quieres cenar?, tengo un pescadín frito…., “no no, respondí de nuevo; mejor un café y allí con él recién molido, te pusiste a hacerlo; recuerdo todos y cada uno de los segundos. Sin costarte, sin haberte avisado y de manera tan improvisada, como soy yo, k todo lo hago así, me recibiste con mucho amor. Luego nos sentamos en la cocina, k bonita es y k acogedora, yo presidiendo la mesa, y tú a mi lado. Estuvimos hablando un ratito largo y a pesar de hablar del amor, el desamor, lo duro de la vida, no tuvimos demasiado tiempo, pero sí el justo; me transmitiste tanta paz interior; Ves? A mí, mi madre también me la transmitía y me iba, si llegaba preocupada, con mucha trankilidad. Tú me has dado esa paz interior k tanto añoraba. Esa trankilidad y ese refugio k de vez en cuando necesito para recomponer mi interior, para seguir siendo buena persona. También descubrí k nos parecemos en algo y k tenemos algunos puntos de vista comunes, lo cual me sorprendió. Imagino k serán los recuerdos k dejan los genes; me recuerda tu nobleza, tanto a la de mi padre, k….. Me gustaría tener tu sabiduría, tu saber estar, el modo en el k transmites y el modo en k controlas k no te desborde la tristeza. Y el modo en k te sale esa dulzura es impresionante. Cada palabra tuya era como un bálsamo, de esos k curan todo. Permíteme tía k, de vez en cuando, vaya a verte y absorba eso de ti. Podría seguir diciendo y contando todo lo k ocurrió ayer, pero lo dejamos para otro día. Cuánto y k bien hablamos. Pienso en ello y me sonríe el alma. Como te dije, en los últimos años la villa del adelantado ha tenido un importante protagonismo en mi vida, y es un camino k cada vez hago con mayor gusto. Xk es un camino de amor, siempre ha sido así, de amistad también y de alegría. Ahora más. En el coche venía saboreando cada una de tus palabras y sonriendo física y anímicamente. Gracias tía, para mí, si k ha sido un honor k me hayas regalado tu tiempo, tu dulzura, tu gentileza, tu tristeza y tu alegría. Para ti un beso enorme y una gran sonrisa. Lu

Más allá de los sueños.

Publicado en

Una película que les gusta a papá y a mamá